Salsas para acompañar las verduras | Salsas Choví
BgMenu
salsas para verduras

Salsas para verduras

Nuestras salsas para verduras son perfectas para acompañar tus recetas con verduras. Si quieres prepararlas con un toque especial que les dé jugosidad y acentúe su sabor, ¡pruébalas con nuestras salsas para verduras!

¿Por qué elegir las salsas para verduras de Choví?

Salsas para verduras y ensaladas
Los platos de verduras y hortalizas dan mucho juego a la hora de escoger una salsa de acompañamiento. Gracias a la gran variedad de verduras que componen nuestra dieta, podemos elaborar infinidad de platos y recetas, y a su vez, acompañar estas con salsas que le den un toque de sabor. Una vez más, el tipo que usemos para aderezar las verduras dependerá de la verdura en sí misma y de cómo se cocinen. En cualquier caso, no cabe duda de que una buena salsa para tus verduras es la delgada línea que separa el amor y el odio por los vegetales.

VARIEDADES DE SALSAS PARA VERDURAS

 

Icono de salsas para brócoli y coliflor

Para brócoli y coliflor

El brócoli y la coliflor no son ni de lejos las verduras más populares de nuestra despensa. Si eres de los que se resiste a comer estas verduras, te hemos preparado una serie de salsas para que cambies de opinión.

  • Salsa de cuatro quesos. Al igual que para la pasta, esta salsa combina a la perfección con la coliflor y el brócoli. Resulta una cobertura muy sabrosa si pruebas a gratinarla sobre tus vegetales.
  • Bechamel. Una vez más, esta salsa madre es muy empleada para gratinar sobre el brócoli y la coliflor. Su textura cremosa dota a las verduras de un sabor cremoso, además de añadirle un nuevo sabor.
  • Salsa de cacahuetes. Una salsa rompedora gracias a sus ingredientes: manteca de cacahuete, leche de coco, salsa de soja, cayena, dátiles, ajo y un toque de lima. Toda una amalgama de ingredientes, para dar a tus verduras un sazón espectacular.
  • Ajonesa. Suave, ligera y con un toque de ajo. Así es esta salsa que comparte grandes similitudes con la mayonesa con un toque distintivo de ajo. Ya sea para gratinar o no, esta salsa resulta versátil para aderezar tus platos con verduras.

 

Icono de salsas para ensaladas de arroz

Para ensaladas de arroz

Las ensaladas de arroz son uno de los platos estrella de nuestras cocinas durante las épocas de buen tiempo. Al igual que cualquier otra ensalada, existen mil y una formas de aliñarlas. A continuación te recomendamos una serie de salsas frescas y ligeras para acompañar tus ensaladas de arroz.

  • Salsa agridulce. La popular emulsión oriental es también una de las más adecuadas para aliñar tus ensaladas de arroz.
  • Salsa vinagreta. Las salsas vinagreta dan mucho juego a la hora de intensificar el sabor de arroces y ensaladas. Existen diversos tipos y con multitud de ingredientes. En cualquier caso, aportan frescor y aromas a tus platos.
  • Salsa de Naranja. Además de carnes, la naranja aporta una combinación de frescura, acidez y dulzor para tus ensaladas. Muy refrescante en las épocas estivale y cuando aflora el buen tiempo.
  • Salsa de Aguacate. Una salsa mantecosa gracias a la textura del aguacate, que en combinación con el cilantro, el zumo de limón, el chile y el ajo, logra una textura cremosa y ácida muy acertada en tus platos vegetales.

 

Icono de salsas para ensaladas de legumbres

Para ensaladas de legumbres

Hay legumbres más allá de las recetas de cazuela y olla. En verano también podemos optar por deliciosas ensaladas en las que las alubias, lentejas o garbanzos sean los protagonistas. Si añadimos verduritas y un buen aderezo a estas legumbres, tendremos un plato fresco, nutritivo y delicioso.

  • Ajonesa. El cuerpo cremoso y sabor a ajo de esta mayonesa resulta ideal para complementar las ensaladas de legumbre.
  • Salsa de Yogur. Refrescante y ligera como ninguna otra. Su toque ácido la convierte en una de las salsas más propicias para ensaladas frías de todo tipo.
  • Salsa de mostaza. Mostaza, vinagre, aceite y ajo conforman esta vinagreta. Con un sabor delicioso, armoniza a la perfección como sazón para ensaladas de lentejas, alubias y otras legumbres.
  • Salsa César. Mundialmente reconocida, esta salsa aporta un toque salado y sabroso gracias a las anchoas y encurtidos presentes entre sus ingredientes. Consigue aportar un toque ácido y ligero que enamora a propios y extraños.

 

Icono de salasas para ensaladas con frutas

Para ensaladas de frutas

Las frutas pueden dar muchísimo juego en nuestras ensaladas. Dependiendo del tipo de fruta podremos lograr sabores dulces y ácidos en nuestras ensaladas. Si además queremos acentuar los sabores y aromas, bastará con añadir una vinagreta o salsa de maridaje.

  • Salsa de Arándanos. Arándanos, azúcar y agua a fuego lento. Se trata de una sencilla emulsión, que sirve como culmen para endulzar aquellas ensaladas que contienen frutas entre sus ingredientes.
  • Salsa de Frambuesas. De forma similar a su versión con arándanos, pero incluyendo un toque de limón y miel. Así es esta combinación: dulce y exótica, idónea para realzar el sabor de una ensalada con fruta.
  • Salsa de Piña. El ácido y dulce de la piña hacen que se desprendan aromas y notas de frescor. Se elabora con aceite, harina, piña, cebolla, vinagre y azúcar. Una combinación de ingredientes que consigue una salsa fresca para ensaladas, carnes e incluso pescados.
  • Salsa de Peras. Una salsa para quienes gustan de un toque ácido y meloso. Elaborada a base de pera, mantequilla, miel y vinagre, consigue una textura suave y un sabor eminentemente dulce. Deliciosa para combinar en ensaladas y carnes.