¿El zumo de naranja evita los resfriados?
BgMenu

¿El zumo de naranja evita los resfriados?

El resfriado está causado por un virus pero... ¿sabéis que la alimentación puede ayudaros a prevenir el resfriado y a que llevéis mejor los síntomas?

Compartir

¿Sabéis que la alimentación puede ayudaros a prevenir el resfriado y a que llevéis mejor los síntomas?

El resfriado está causado por un virus que afecta a todas las personas de todas las edades. Vuestro cuerpo, cuando entra en contacto con uno de estos virus, se defiende mediante el sistema inmune. Este sistema identifica y ataca a los agentes que detecta como extraños.

Durante el invierno es más fácil que este virus pase de unas personas a otras, por eso, para evitar el contacto es fundamental lavarse bien las manos, utilizar pañuelos de un solo uso, ventilar bien las habitaciones… Y, también, dormir correctamente, evitar el consumo de tabaco y la ingesta de alcohol, sobrellevar el estrés, practicar ejercicio físico y tomaros tiempo para vosotros, ¡relajaos!

Alimentos que te ayudarán a prevenir resfriados

Pero, ¿sabíais que la alimentación influye directamente en la salud de las defensas? Más concretamente, la vitamina C es un nutriente que contribuye al funcionamiento normal del sistema inmunitario. Esta vitamina se encuentra en verduras como el brócoli, la coliflor, el pimiento rojo o las espinacas y en frutas como el kiwi, el mango, la piña, las fresas y en el zumo de naranja, por eso puede ayudar a prevenir el resfriado y otras patologías. Aunque lo fundamental es llevar una dieta equilibrada, variada y suficiente, sobre todo que incluya la vitamina C.

Aparte de la vitamina C, también contribuyen al funcionamiento normal del sistema inmunitario la vitamina A, la D, la B6, la B12, el zinc, el selenio y hierro. Excepto la vitamina D, que se forma en la piel con la acción de los rayos solares, el resto de vitaminas y minerales, los podréis encontrar en alimentos de origen animal como puede ser la carne roja, el pescado azul, el huevo o el pollo. Además la vitamina B6 también está presente en alimentos de origen vegetal como las legumbres o las nueces, el zinc lo encontraréis en la leche y en las legumbres también, y el hierro en las verduras de hoja verde, los cereales integrales y los frutos secos.

Así pues, tomar alimentos que contengan todas estas vitaminas y minerales os puede aportar más beneficios durante los meses de invierno y en los cambios de estación, cuando son más frecuentes los altibajos en el sistema de defensas.

¡Ayudad a vuestro sistema inmunitario!