Dieta equilibrada: los alimentos que deben estar en tu menú > Choví
BgMenu

Claves para conseguir una dieta equilibrada

Llevar una dieta equilibrada es clave para nuestra salud. ¿Sabes qué alimentos te favorecen? Te contamos qué alimentos tomar para equilibrar tu dieta, que necesita nutrientes de todo tipo. ¿Lo ideal? Combinar carbohidratos, proteínas, grasas y fibras y distribuirlos de una forma correcta a lo largo de la semana. A continuación te contamos cómo hacerlo.

Compartir

El cuerpo humano necesita una dieta equilibrada para funcionar correctamente y tener una buena salud, que además implica beber suficiente agua y comer la cantidad correcta de alimentos de los diferentes grupos de alimentos: carbohidratos, proteínas, grasas y fibras:

Los carbohidratos nos dan energía. Se encuentran en alimentos como el pan, las patatas y la pasta.
Las proteínas ayudan a nuestros cuerpos a repararse a sí mismos. Están en alimentos como el pescado, carne, nueces, semillas, huevos y queso.
Las grasas ayudan a almacenar energía para nuestros cuerpos. Se localizan en productos como la mantequilla, el queso y los alimentos fritos.

Y por último,  la fibra, que es importante para ayudarnos a digerir nuestros alimentos. Se encuentra en frutas y verduras.

Huevos, dieta equilibrada

Características de una dieta equilibrada

Comer una dieta equilibrada significa que hay que comer de los cinco grupos principales, pero cada uno en una proporción diferente. Es cierto que las pautas dietéticas cambian con el tiempo, a medida que los científicos descubren nueva información sobre nutrición, pero las recomendaciones actuales sugieren que el plato de una persona debe contener principalmente verduras y frutas, algunas proteínas magras, algunos productos lácteos y fibra soluble.

Además, las personas interesadas en perder peso también deben considerar la introducción de ejercicio moderado en sus rutinas, y no solo por perder peso, hacer ejercicio mueve el corazón, mejora el tono muscular y favorece la segregación de hormonas que previenen numerosas enfermedades.

Dentro de los cinco grupos de alimentos, hay subgrupos.

Verduras

Por ejemplo, en el caso de los vegetales se incluyen cinco: verduras de hoja verde, verduras rojas o naranjas, vegetales almidonados, legumbres, y otros vegetales, como la berenjena o el calabacín.

Para obtener suficientes nutrientes y mantener a raya el aburrimiento de la dieta, hay que ir variando entre diferentes alimentos de estos subgrupos, comer vegetales todos los días de la semana en comida y cena.

Lo interesante de este grupo de alimentos es que se pueden disfrutar crudos o cocidos. Sin embargo, es importante recordar que cocinar verduras elimina parte de su valor nutricional. Además, algunos métodos, como la fritura, pueden agregar grasas poco saludables a un plato.

Frutas

Una dieta equilibrada también incluye mucha fruta. Y es preferible en lugar de beberse su zumo, los expertos en nutrición recomiendan comer frutas enteras.

Y es que el zumo contiene menos nutrientes. Además, el proceso de fabricación, si no lo haces en casa, a menudo añade calorías vacías debido al azúcar agregado. Se debe optar por frutas frescas o congeladas, o frutas enlatadas en agua en lugar de almíbar.

Grano

Hay dos subgrupos:
Granos enteros
Los granos enteros incluyen las tres partes del grano, que son el salvado, el germen y el endospermo. El cuerpo descompone los granos integrales lentamente, por lo que tienen menos efecto sobre el azúcar en la sangre de una persona.

Además, los granos enteros tienden a contener más fibra y proteína que los granos refinados.Granos refinados
Los granos refinados se procesan y no contienen los tres componentes originales. También tienden a tener menos proteínas y fibra, y pueden causar picos de azúcar en la sangre.

Al menos la mitad de los granos que una persona come diariamente deben ser granos integrales. Los granos enteros saludables son, por ejemplo, la quinoa, la avena, el arroz integral, la cebada o la alfafa.

Alimentos, dieta equilibrada

Proteína

Es necesario incluir proteínas ricas en nutrientes como parte de cualquier dieta. Y las podemos encontrar en carne magra y cerdo, pollo y pavo, pescados pero también en judías, guisantes y legumbres. Esto significa que si se decide ser vegano, es decir, que se rechaza el consumo de carne y todos sus derivados, deberá ser suplido o por alimentos del mundo vegetal ricos en proteínas o por suplementos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda el siguiente consumo diario de gramos de proteínas por kilo de peso: De 16 a 18 años, 0,90 gramos de proteína y en la edad adulta, 0,75 gramos, lo que significa que un adulto que pese 80 kilos debería comer como máximo 60 gramos al día.

Dentro de las proteínas también se encuentran la leche y los lácteos, como el requesón, el yogur o la leche de soja.
Las personas que son intolerantes a la lactosa pueden optar por productos bajos en lactosa o sin lactosa, o elegir fuentes de calcio y otros nutrientes a base de soja.

En definitiva, que muchas personas prestan atención a hacer una dieta equilibrada porque quieren perder peso, y es que una mala alimentación es una razón común por la cual se engorda. Sin embargo, cuando se combina con una rutina de ejercicio regular, una dieta equilibrada puede ayudar a reducir sus factores de riesgo para la obesidad o el aumento de peso.